"Tener una ley de Seguridad Alimentaria es necesario para asegurar el Derecho a la Alimentación de todos
los peruanos y peruanas"

Jorge Lafosse

 

 

Jorge Lafosse Quintana, Secretario General de Cáritas del Perú nos da a conocer las actividades en el marco de la Vigesima Conferencia de las Partes - COP20 en Lima que se realizará hasta el 12 de diciembre.

 

 





La COP20 que se viene realizando en Lima es una plataforma para poner en agenda el impacto del cambio climático para países como el nuestro ¿De qué manera participará Caritas Internationalis y Cáritas del Perú en este evento mundial?


La participación de Cáritas en este evento es el resultado de la preocupación que como Iglesia hemos mantenido alrededor de este problema que viene afectando a todo el mundo durante los últimos años. Nuestra principal preocupación como Cáritas del Perú está en el impacto que genera el cambio climático en la vida y en la alimentación de los grupos más pobres y vulnerables de nuestro país, a nivel de la Confederación Caritas Internationalis esta acción se traslada a todos los países donde estamos presentes y operamos.

Un evento como la COP20 que va a reunir a políticos y tomadores de decisiones de los principales países del mundo, nos da la oportunidad de hacer incidencia sobre la necesidad de que se tomen medidas para cambiar los sistemas de generación energética y los modelos de desarrollo que nos están llevando al uso inadecuado de los recursos naturales. Esta situación está obligando a los países más pobres a tomar medidas que no corresponden a su influencia real en la generación de los problemas. Creemos que en este espacio podemos hacer que la voz de la Iglesia pueda ser escuchada y que las responsabilidades frente a estos problemas sean asumidas en forma compartida y diferenciada.


Jorge Lafosse
¿Qué representantes de Caritas Internationalis llegarán a Perú para participar en este evento?



La delegación de Caritas Internationalis está compuesta por representantes del Secretariado General y miembros de algunas Cáritas nacionales de Europa, África y Asia, así como representantes de América Latina. Además de los Obispos peruanos, contaremos con la presencia de Obispos invitados de los diferentes continentes. Adicionalmente participarán representantes de la Asociación CIDSE que es una alianza de organizaciones católicas de desarrollo que trabajan en la animación de procesos de construcción de justicia y paz. Las delegaciones de Cáritas estarán presentes en los diferentes eventos que se realizarán durante estos días.







¿Cómo será la participación de Cáritas del Perú?

Cáritas del Perú está en coordinación con la Comisión Episcopal para la Pastoral Social desde que se inició el proceso, buscando que la participación de la Iglesia Católica, tanto a nivel internacional como por medio de la Conferencia Episcopal Peruana, se manifieste en los espacios de esta COP20 y su voz pueda ser escuchada por los tomadores de decisiones y la sociedad en general.

¿Qué actividades se han definido?

La primera y creo que la más importante es un diálogo de alto nivel que se quiere establecer entre los Obispos de la Conferencia Episcopal Peruana con la presencia de algunos Obispos invitados de  Brasil, Francia, Bangladesh y Sudáfrica, donde se busca generar un espacio de reflexión y de diálogo con delegaciones que representen a los países más grandes del mundo. Se ha invitado a representantes de las delegaciones oficiales de las Naciones Unidas, Estados Unidos, China, Alemania, Francia, Brasil, México y Colombia, entre otros. Esperamos que participen y puedan escuchar las preocupaciones de la Iglesia frente al problema del cambio climático y como este está impactando seriamente en la vida y en la seguridad alimentaria de los sectores más pobres de todo el mundo. Este evento está programado para realizarse el viernes 5 de diciembre.

También se realizará el Side Event en la sede de las reuniones oficiales de la COP 20 que tratará sobre el "Cambio Climático, seguridad alimentaria y agricultura familiar".

Así es, el Side Event es organizado por Caritas Internationalis, CEAS, Cáritas del Perú y CIDSE. Será un espacio de reflexión y diálogo sobre el cambio climático, la seguridad alimentaria y la agricultura familiar. En este evento Cáritas, en coordinación con la Organización Mundial de Agricultores, va a presentar los problemas que en torno a este tema nos están preocupando y la forma en la cual estamos acompañando la vida de los pequeños agricultores, los programas de desarrollo de capacidades orientados a mejorar su economía familiar, alimentación y condiciones de vida. Se presentará también las experiencias en Gestión de Riesgos y respuesta frente a las emergencias generadas por el cambio climático.


¿Cuáles son los resultados concretos que se esperan lograr con todas estas acciones?


Hay que ser muy realistas,  los resultados concretos en este evento no serán muchos porque  la COP 20 es un espacio de preparación para la COP 21 que se realizará el próximo año en París, evento en el cual sí se espera que los países tomen una serie de decisiones que sean vinculantes, decisiones necesarias como la adecuación de políticas para reducir los efectos negativos que genera el cambio climático. Yo creo que en la COP 20 debemos generar conciencia del problema y sensibilizar a la sociedad sobre él, e ir generando los espacios de incidencia a nivel de los gobiernos de los países para que se puedan ir tomando algunas decisiones, y generando políticas públicas que nos vayan preparando hacia el próximo año.

A nivel nacional creo que es importante definir con claridad la Estrategia Nacional para enfrentar el Cambio Climático. Creo que aprovechando esta situación debemos poner nuevamente en discusión la Ley sobre Seguridad Alimentaria en el país de forma tal de ir dando pasos que sean significativos en la búsqueda de soluciones que nos permitan mitigar los efectos del cambio climático, adaptarnos a los problemas que se van generando por los cambios en las temperaturas y en el comportamiento del clima y en general ir tomando las medidas de mitigación, protección y apoyo a los grupos más vulnerables del país frente a estos problemas.


¿Cuáles son las propuestas de Cáritas del Perú frente al cambio climático?

En primer lugar, se orientan  a favorecer y apoyar la agricultura familiar, y los procesos que garanticen la seguridad alimentaria de las grandes mayorías de nuestro país. Aplicar medidas y prácticas agrícolas que nos permitan adaptarnos mejor a los cambios que se están presentando en el clima y que afectan tremendamente a los agricultores los cuales han visto modificados los ciclos climáticos y las estaciones de siembra, riego y cosechas.  

Otra de las preocupaciones que debemos enfrentar está relacionada con el uso adecuado del agua, necesitamos políticas públicas de conservación y manejo adecuado de las cuencas para aprovechar mejor este recurso que cada vez se vuelve más escaso y necesario en la agricultura. Es necesario adoptar prácticas agrícolas que nos permitan, sin grandes inversiones, lograr un mejor aprovechamiento de los recursos naturales, un uso más eficiente y adecuado de la tierra, favoreciendo y fortaleciendo los procesos de agricultura natural y orgánica de forma tal de poder contar con productos que se adapten mejor a las necesidades del mercado y que contribuyan a una alimentación sana y balanceada de la población.


Los países de Latinoamérica también son afectados por el cambio climático ¿Hay alguna estrategia que se está trabajando a nivel de Cáritas América Latina?

A nivel de la región América Latina y El Caribe hemos tenido recientemente en Medellín nuestro Congreso Regional, un espacio de reflexión y planificación en el cual hemos podido identificar los ejes estratégicos de nuestro trabajo, para poder responder mejor a las necesidades que son comunes en nuestros pueblos, algunos de ellos relacionados al proceso de cambio climático. En el rubro de gestión de riesgos y respuestas de emergencias se están desarrollando una serie de protocolos que nos garanticen una intervención adecuada frente a dichas emergencias. Se ve necesario realizar con anticipación actividades que nos permitan tener una adecuada gestión de los riegos, identificando, preparando y capacitando adecuadamente a las organizaciones de la sociedad civil y a los gobiernos locales y regionales para enfrentar con éxito estas situaciones de emergencia.


El cambio climático afecta la seguridad alimentaria de la población y se relaciona directamente con el problema del hambre, el tema central de la campaña “Una sola familia humana, alimentos para todos”  ¿Cuáles han sido los logros de esta campaña?


El objetivo de la campaña era enfocarse en dos grandes campos, el campo de la sensibilización a la sociedad sobre el problema y realizar una serie de acciones de incidencia pública e incidencia política. Los logros se han dado en estos dos campos, se ha logrado la participación de más de 100 organizaciones nacionales de Cáritas a nivel mundial, que se han involucrado directamente en la campaña y han realizado algún tipo de programa o actividades frente al tema, para resaltar entre la sociedad el enorme problema que significa el hambre en el mundo. 

Creo que el apoyo recibido del Papa Francisco durante el lanzamiento, y la fuerza que le ha puesto durante todo este año, llamando constantemente la atención sobre la gravedad de este problema, ha dado los resultados que se esperaban y se ha logrado sensibilizar a la sociedad internacional frente a ello.

En relación a las acciones de incidencia política, se ha coordinado con otros organismos internacionales, entre ellos la FAO, para tratar de incidir ante los gobiernos sobre la necesidad de tomar políticas concretas que garanticen la seguridad alimentaria de los pueblos. En el Perú, concretamente, esperamos que el Congreso retome el debate de la Ley de Seguridad Alimentaria y que pronto podamos tenerla promulgada, ya que este marco normativo es necesario para asegurar el derecho a la alimentación de todo los peruanos y peruanas.


Cáritas del Perú viene trabajando proyectos de adaptación y mitigación frente al cambio climático desde hace muchos años. ¿Puede contarnos sobre estas iniciativas?


La preocupación de Cáritas sobre el cambio climático se inicia hace mucho tiempo y se orienta hacia la protección de los recursos naturales, la defensa del medio ambiente, al uso responsable de la naturaleza, sobre todo de estos recursos que tienen la condición de no renovables. Esta preocupación nos ha llevado a apoyar y acompañar a los pequeños productores agrarios con la finalidad de tener una agricultura natural y orgánica, utilizando fertilizantes y pesticidas naturales, enseñando prácticas de cultivo que permitan mejorar la productividad y calidad de los productos agrícolas de forma tal que estos cambios se traduzcan en mejoras económicas y condiciones de vida más dignas para los pequeños productores y sus familias. También hay experiencias de forestación y reforestación, así como de protección de áreas naturales, de manglares, y de bosques, tanto forestales como de bosques secos.


¿Cómo han evolucionado los proyectos de adaptación al cambio climático que realiza Cáritas del Perú?


En los últimos años se ha venido mejorando las intervenciones de adaptación frente al cambio climático, se ha elaborado un diseño de viviendas que garantizan el confort térmico en las zonas altoandinas y mediante inversiones pequeñas y tecnologías simples se está logrando la hermeticidad de la vivienda y condiciones mucho más favorables y cómodas, tales como el uso de pisos de madera, cielos rasos, techos que mejoran la iluminación, y las cocinas mejoradas que ayudan a proteger la salud de niños y madres. En algunas zonas se está implementando el muro trombe tipo fitotoldo que incrementa la temperatura en las habitaciones y protege a los miembros de la familia de las bajas temperaturas.


¿Cuáles son los desafíos de Caritas frente al cambio climático?


Tenemos que continuar el trabajo en estas dos líneas de sensibilización e incidencia pública para ir logrando que esta preocupación sea compartida por más actores sociales. Tenemos que buscar el compromiso y el involucramiento de los líderes políticos, sociales, de las empresas de opinión, de forma tal de trabajar juntos en la implementación de estas soluciones. Creo que el desafío es grande pero con el trabajo y aporte de todos podemos lograr que estas experiencias sean sistematizadas adecuadamente y puedan ser replicadas a lo largo de todo el país para contribuir de esta forma a la reducción de los problemas que se están generando por el cambio climático.


Entrevista realizada por: Mercy Huaroto
Imagen Institucional